lunes, 23 de diciembre de 2013

Pintando con la luz... Descubriendo el Otoño I


En los dos artículos anteriores (Fotografía de Otoño I y Fotografía de Otoño II) hemos visto cuál equipo es el más recomendable para este tipo de fotografía y lo más interesante que podemos fotografiar en esta época del año, ahora veremos cómo sacarle partido a estas imágenes.



Una vez tenemos descargadas nuestras fotografías, visualizadas y seleccionadas podemos comenzar con la edición. Si hemos fotografiado en RAW podremos sacarle mucho partido a la imagen. Podemos editarlo en el propio software que trae la cámara, con el plugins de Ps (Camera Raw) o con Lightroom. En mi caso llevo un tiempo revelando con este último ya que me ofrece algunas ventajas con respecto a Camera Raw. Aunque sus opciones son similares podemos por ejemplo revelar todas las imágenes de la carpeta seleccionada de una sola vez sin mayores problemas y trabajar en Ps sólo si lo vemos necesario.


Una de las cosas importante es activar el aviso de luces y sombras que nos aparece en la parte superior del histograma, así sabemos si tenemos zonas quemadas o empastadas en la imagen. También verificar si en "Perfil" están activadas las correcciones de lente que nos corrige distorsiones, viñeteado y aberraciones cromáticas específicos de cada lente. También nos ofrece otras opciones interesantes que veremos más adelante.


En Lightroom, al igual que hacía en Camera Raw, revelo sólo usando las opciones de básico (en la mayoría de las ocasiones) ya que me parece más que suficiente para acercar las imágenes al resultado final que quiero obtener. Comienzo tocando el "Tono", "Exposición" es muy útil cuando queremos exponer o subexponer la fotografía, hasta 5 pasos que equivalen a EV (valores de exposición). "Contraste" aumenta o disminuye el mismo, personalmente prefiero tocar ese paso en Ps. "Iluminaciones" (que permite recuperar detalle en las zonas iluminadas), "Sombras" (que permite recuperar detalle en las zonas de sombra), "Blancos" y "Negros" nos permiten aumentar la "Gama tonal" general de la escena. Dependiendo de donde nos encontrábamos cuando tomamos la imagen y el momento del día en que se tomó, podemos tener bastante contraste entre luces y sombras y estas opciones nos ayudan a controlar esos contrastes. El límite lo pone cada uno, aunque como referencia está el punto en que la imagen comienza a verse demasiado irreal, además hay que tomar en cuenta que al aumentar mucho estas opciones podemos estar generando algo de ruido. En el caso de esta fotografía bajamos "Iluminaciones" para ganar detalle en las luces, especialmente en el cielo que se ve bastante apagado. También aumentamos "Sombras" para ganar algo de detalle en las zonas más oscuras.


En "Presencia" tenemos opciones interesantes como "Claridad" que identifica y aumenta el contraste de los borde de los objetos dando mayor de sensación de nitidez. "Intensidad" aumenta la saturación de los medios tonos de la imagen y sus resultados son mejores que los de "Saturación" que aumentan la saturación de todos los tonos de la imagen. Elevar la saturación, con cualquiera de estas dos opciones, en fotografía de Otoño ayudará a resaltar más sus colores característicos.


Finalmente tenemos EB que nos permite modificar el "Balance de blancos", lo dejo para el final (aunque sea la primera opción que nos aparece) porque me parece más interesante tocar antes los otros parámetros y cuando tengo la exposición y saturación que quiero corrijo la temperatura. Mucha gente piensa que modificar estos parámetros es bastante complicado ya que no saben cual es la temperatura de color correcta en cada imagen, independientemente de puristas y expertos sobre el tema creo que la correcta es la que me gusta y la que se acerca más a lo que yo quiero expresar con esa fotografía. En fotografía de Otoño solemos ir hacia imágenes cálidas que ayuden a resaltar los tonos cálidos tan típicos en esta época, por lo cual al elevar la temperatura tendemos a ese tipo de imagen, especialmente en el caso de esta fotografía bañado por el sol de la mañana.


Podemos ver en estas dos imágenes el antes y el después aplicados los parámetros que se pueden ver en cada una de las imágenes anteriores.




Ahora volvemos a la opción de "Perfil" para mostrar una herramienta que nos puede ser muy útil en fotografía de paisajes, especialmente cuando fotografiamos árboles, aunque nos sirve igual al fotografiar edificios en fotografía urbana. Hablamos de la opción manual que nos permite corregir la distorsión causada por la perspectiva desde donde hacemos la toma. Acá tenemos dos ejemplos con su antes y después, modificados todos los ajustes antes mencionados incluido el perfil manual.













El único inconveniente que veo en esta opción es que nos hace perder parte de la imagen, ya que después de "enderezar" los árboles tenemos que cortar la imagen para devoverla a su formato original, pero si el resultado nos gusta merece la pena. Esto lo podemos hacer desde el propio Lightroom con la herramienta "Superposición de recorte" (la primera que aparece bajo el histograma) o desde Ps con la herramienta recortar.